Preguntas Frecuentes

En nuestra sección de Preguntas Frecuentes te resolveremos algunas de las dudas que suelen preguntarnos aquellas personas que están interesadas en practicar Pilates de forma segura.

 

Preguntas Frecuentes sobre Pilates

¡Tu cuerpo se sentirá diferente inmediatamente! Sin embargo, Pilates no es una solución rápida para los problemas del cuerpo. Mientras que usted puede experimentar la pérdida del peso, para la mayoría es una manera de ganar fuerza y ​​de aliviar tensiones y dolores del cuerpo. El Pilates se deben practicar durante un tiempo prolongado y constante, mejorando gradualmente los elementos de su estructura mientras que siempre desafían su cuerpo y mente. Con más de 500 ejercicios diferentes, uno siempre puede esforzarse por mejorar día a día.

¡Sí! Pilates puede ser practicado por personas de todas las edades, incluyendo niños, ancianos, atletas, al aire libre, así como personas con condiciones médicas o lesiones delicadas.

Las clases con utilizan aparatos como el Reformer, Trapeze Table y Wunda Chair, al ofrecer una mayor variedad de movimientos y posiciones, el aparato simplifica los conceptos para los principiantes y proporciona desafíos únicos para los estudiantes avanzados.

Pilates se centra en la calidad del movimiento y la perfección en la forma. Los ejercicios combinan el control, la concentración y el enfoque mientras fortalecen el cuerpo entero. Practicando Pilates aumenta la conciencia del cuerpo. Aprenderá a identificar y corregir los malos hábitos, como puños cerrados, hombros encorvados o mala postura, acciones que pueden haber pasado inadvertidas hasta ahora.

La mayoría del dolor de espalda se debe a un traumatismo en la columna vertebral por compresión, tensión o uso excesivo. Los movimientos comunes tales como levantar a un niño o tirar algo de una posición incómoda pueden conducir a tensiones musculares dolorosas y espasmos. Practicar ejercicios de Pilates entrenará a su cuerpo y mente para moverse más eficientemente. Las horas extraordinarias fortalecerán sus músculos posturales profundos, ayudándoles a evitar lesiones en la espalda.

Para lograr los mayores beneficios debe ejercitarse al menos dos veces por semana, aunque tres veces es ideal. Para entender los movimientos, la secuencia y los principios es importante practicar al menos una vez por semana